Saltar al contenido
Granada Smile

Casa de Castril

Balcón de la Casa de Castril

Tras la toma de Granada, los Reyes Católicos recompensaron con un palacete a su secretario, Hernando Zafra. Pero no debió gustarle mucho porque lo derribó y mandó construir el suyo propio siguiendo el estilo renacentista imperante en el siglo XVI. La obra se atribuye a Sebastián de Alcántara, uno de los más notables discípulos de Diego de Siloé. 

El palacio se construye en torno a un precioso patio cuadrangular y un patio trasero con instalaciones para la servidumbre. La estructura del edificio está en consonancia con las características de las casas cristianas de aquella época.

La característica más destacable de la Casa de Castril es su fachada, que tiene tres niveles. En la clave del dintel de la puerta se representa la torre de Comares, blasón cedido por los Reyes Católicos a Hernando de Zafra por su activa intervención en las capitulaciones de Granada. La portada está coronada por un friso con figuras humanas, monstruos y una cartela con la fecha 1539, año de construcción del palacio. En la esquina superior derecha de la fachada principal encontramos un balcón ciego partido en dos por una columna, y una inscripción que invitó, durante siglos, a multitud de leyendas y habladurías. La más conocida es la que os relatamos a continuación.

Leyenda de la Casa de Castril

Hernando de Zafra, que había enviudado años atrás, vivía sólo con su hija Elvira; ella tenía entonces 18 años. Hernando era un hombre huraño y no tenía buenas relaciones con los granadinos. Pero quiso el destino que su hija se enamorara de Alfonso de Quintanilla, hijo de una familia noble rival. A menudo los jóvenes se reunían en la habitación de Elvira, ayudados por un paje de ella.

Cierta noche, en ausencia de su padre, los amantes se encontraron. Pero Hernando regresó antes de lo planeado; al entrar oyó ruidos que venían de la habitación Elvira, y subió a trompicones la escalera. Alfonso pudo huir, pero encontró Hernando a su hija, medio desnuda, en compañía de su cómplice, el paje, que había entrado para avisarles de que iban a ser descubiertos. Pensando entonces que la había deshonrado, enloqueció y mandó ahorcarlo desde el mismo balcón en el que fueron sorprendidos. Ante la petición de clemencia del pobre paje, respondió Hernando:

“Pide cuanta justicia quieras. Ahí colgado quedarás esperándola del cielo cuanto tiempo te plazca”.

Varios días quedó el cuerpo del paje colgando del balcón. Hernando mandó tapiar el ventanal y esculpir en él la frase “Esperándola del cielo”. Tras esto, encerró a su hija en la habitación. Elvira, sin su amante, sin su amigo y sin una ventana por la que poder llorar su tristeza, se quitaría la vida poco tiempo después.

Desde 1917 la Casa de Castril es el Museo Arqueológico y Etnológico. Durante todos estos años, muchos trabajadores del museo aseguran haber visto a una chica vestida de blanco vagando por los pasillos del edificio.

Museo Arqueológico y Etnológico

El Museo Arqueológico y Etnológico de Granada tiene 2 plantas, entre las que se reparten 7 salas que representan distintos periodos arqueológicos.

  • La primera sala está dedicada al paleolítico, y allí podremos comprender como funcionaba la vida cotidiana, la economía y el comercio del hombre de aquel tiempo, así como el uso de las herramientas de piedra.
  • La segunda sala se dedica a explicar la evolución hacia una economía basada en la producción de alimentos (Ganadería y agricultura).
  • La tercera sala representa la Edad de Bronce.
  • La cuarta sala está dedicada a la Edad Moderna, las colonizaciones  y el mundo ibérico.
  • El resto de las salas nos muestran las culturas romana y árabe. Allí podremos ver objetos cotidianos, cerámicas, urnas, herramientas y armas de los distintos siglos de dominación de estas culturas.

Horario de visitas al museo

Desgraciadamente, el museo está cerrado al público a la espera de una reforma que lleva años retrasándose. En los periodos en los que está abierto el precio es de 1,50 euros para el visitante que no pertenezca a la U.E. siendo gratis para los ciudadanos de ésta.

Cómo llegar a la Casa de Castril

La Casa de Castril se encuentra en la Carrera del Darro, a unos 5 minutos andando de Plaza Nueva. Se puede acceder a pie sin ningún problema, así como en taxi o en el microbús C2.

 Contacto

Dirección: Carrera del Darro 41, 18010 Granada.

Teléfono: 958 22 56 03